• Escríbenos a nuestro Whatsapp: 316 764 20 88

“Lo importante es garantizar el servicio del MÍO para los caleños”: presidenta de Metrocali

La presidenta de Metrocali, Pilar Rodríguez, habló de la crisis de ETM. Reconoció que los operadores del sistema tienen problemas financieros

Nuevamente un operador (dueño de los buses) del MÍO evidencia problemas financieros que ponen en riesgo la operación del transporte masivo de Cali.

Esta semana ETM decidió no poner a rodar 51 buses de los 130 que tiene en servicio, por falta de plata para tanquearlos. Hace año y medio, Unimetro tuvo dificultades para pagar los sueldos de sus conductores. Y algunos socios de GIT dicen que de seguir arrojando pérdidas operacionales, tendrán problemas para funcionar.

La presidenta de Metrocali, María del Pilar Rodríguez, reconoció que la situación de los operadores es difícil. Pero aseguró que por encima de las finanzas de los privados se debe garantizar el transporte de los caleños.

¿Cuál es la situación financiera de ETM?

Tiene que ser muy difícil para que el operador no sea capaz de tanquear la totalidad de sus buses. Nosotros sabíamos que atravesaban una situación complicada, que su endeudamiento es alto, pero no a ese nivel, y pensamos que eso se superaría en una semana. Pero el martes pasado nos avisaron que iban a dejar de tanquear parte de su flota.

¿Cuál es la solución para que este operador salga de la crisis?

Desde el martes estoy esperando reunirme con ETM, pero no he podido. Si no vienen, el viernes (hoy) en la mañana convocaré a una reunión con los bancos que los respaldan para buscar soluciones. Como Administración no me puedo sentar a esperar a que aparezcan, de ser necesario se tomarán decisiones sin concertarlas con ETM.

¿Qué tipo de decisiones?

Metrocali tiene la posibilidad de tomar la operación de ETM y hacer que el banco sea el garante de los recursos. Lo más importante ahora es garantizar la prestación del servicio del MÍO y si para ello es necesario declarar la intervención de ETM, lo haremos.

Pensar en una intervención podría generar que este operador termine demandando al Municipio y a Metrocali por incumplimientos, como no tener la infraestructura lista o no haber sacado la totalidad de los buses tradicionales. ¿No será peor el remedio que la enfermedad?

Puede ser que sí, pero uno no puede temer a dar el remedio porque existen unos incumplimientos, que para ser claros, son de parte y parte, no únicamente de Metrocali. Nosotros estamos buscando un arreglo con ETM porque como dicen por ahí, es mejor un mal arreglo que un buen pleito, porque los más afectados en este caso son los ciudadanos. Pero eso no quiere decir que vamos a tener miedo de tomar decisiones y si el operador está demostrando que no puede cumplir con las obligaciones del contrato, tiene que ceder una parte de este o debe hacer algo porque no solamente puede decir que no puede cumplir.

Se dice que ETM no se reúne con Metrocali porque está preparando una demanda contra la entidad y el Municipio y que la introducirán muy pronto…

Sí, yo sé que tres de los cuatro operadores están preparando una demanda en contra del Municipio y Metrocali. Tengo claro que el Municipio tuvo unos incumplimientos en el cronograma inicial, pero ellos también. A mí no me preocupan las demandas, si esa es la forma como los operadores quieren resolver esas diferencias, pues así las resolveremos.

¿Cuáles son esos tres operadores?

GIT, ETM y Unimetro.

A Unimetro se le multó cuando no cumplió con sus obligaciones laborales. ¿Harán lo mismo con ETM?

Todos los operadores han sido multados por incumplimientos, pero en este momento estamos en las audiencias de presentación de pruebas.

Según el contrato, a los operadores les deben pagar por cada kilómetro recorrido una tarifa que para este año está en promedio en $9000, pero ellos reciben cerca de $4000. ¿Por qué no se les paga la totalidad?

Es cierto que ellos licitaron la tarifa por kilómetro, pero el pago sale del recaudo de los pasajes que la gente paga y que van a una bolsa de recursos. En el contrato dice que si el dinero que hay en la bolsa alcanza para pagar la tarifa plena, se paga. Si no alcanza, como sucede ahora, se paga proporcional. Actualmente, con los 500.000 pasajeros que mueve el sistema, no se puede pagar la tarifa plena, pero en el contrato quedó especificado que el riesgo de una menor demanda la asumen los operadores, no el Estado.

Es decir que la situación financiera de GIT, Unimetro y Blanco y Negro Masivo también es difícil…

La situación de todos es compleja. Ellos modelaron su negocio previendo que en dos años estarían movilizando la cantidad suficiente de pasajeros para pagar la operación y obtener utilidades. Han pasado cuatro años y están moviendo la mitad de los pasajeros que se estimaban, eso evidentemente genera una realidad financiera muy distinta para la que se prepararon.

¿Y cuándo el negocio será rentable?

Estamos en un círculo vicioso porque si tuviéramos toda la flota operando, sin los problemas de los buses de reserva, con mayor regularidad y cubrimiento espacial de Cali, se podrían reestructurar más rutas del colectivo e ir ganando más pasajeros. Pero eliminando rutas del masivo y perdiendo la confianza de los usuarios será muy difícil llegar al punto de equilibrio en marzo, que era lo planeado.

¿Usted cree que no sacar los buses a trabajar es un chantaje de los operadores para obligarla a ceder con un pedido de subsidios estatales?

Es un poco así. Puede pasar que como el MÍO es el único transporte público que cubre algunas zonas, los operadores se sienten empoderados para pedir subsidios de operación al Estado, lo que no puede hacer la Nación porque está prohibido por ley y además la realidad económica del Municipio es muy difícil para pensar en eso.

¿Se van a retirar más rutas del transporte tradicional?

Con esta situación, no. Cuando tengamos más buses de reserva y se solucione lo de ETM podremos pensar en continuar con la reestructuración.

Los operadores contrataron un estudio que evaluó el plan de servicios operativos. Los resultados dicen que hay problemas de programación y diseño de rutas. Incluso señalan que no se necesitan más buses y por eso se niegan a adquirir más flota, yendo en contravía del anuncio del Alcalde de comprar 200 buses más para el MÍO…

Ellos contrataron el estudio con un consultor y si bien concluye que no se necesitan más buses, Metrocali está en desacuerdo con el resultado porque no tiene en cuenta la demanda insatisfecha. Hoy en día hay gente que quiere montarse en el MÍO, pero los buses pasan llenos y terminan cogiendo un ‘pirata’ o un taxi. Para saber si faltan o no buses no se necesita de estudios, sino de hablar con la gente que reclama más carros.

En definitiva, ¿van a ingresar más buses o no?

El problema es que inicialmente los operadores dijeron que sí compraban los buses, después se echaron para atrás, contrataron un estudio y decidieron no comprarlos. Ahora Blanco y Negro y GIT recapacitaron y van a pintar los buses del colectivo que ingresarán al MÍO. Hubiésemos querido hacer este proceso con los cuatro operadores, pero si no se puede, se ampliará la flota con los dos que sí están dispuestos. Con los operadores se tiene el problema que primero me dicen que sí y luego me salen conque no. Las cosas podrían ser mucho más fáciles de hacer si existe un acuerdo de voluntades entre las dos partes, pero del otro lado son cuatro y no todos quieren cooperar, entonces tocará ceñirse a las herramientas que tiene el contrato para cumplir con la operación.

¿Todo este ruido que hay sobre los problemas financieros del MÍO no perjudica la imagen del sistema con los bancos, que son los que ponen la financiación?

Sí, es lamentable porque estos escándalos disminuyen la confianza no solo de los bancos sino de los usuarios del sistema masivo, pero prefiero ser sincera con los caleños y no tratar de esconder una situación que es inocultable.

Fuente : http://www.elpais.com.co/elpais/cali/noticias/importante-garantizar-servicio-mio-para-calenos-presidenta-metrocali

Publicaciones relacionadas:

Comentarios

comentarios

About The Author

Canal2

No Comments

Leave a Reply